matanza_israeli.jpg Llevamos varios días preparándonos para las olas de odio, y desastres naturales que les roban segundos en las televisiones del todo el mundo y el brillo en las luces de navidad y  lustre en  las compras de regalos varios.

Llevamos varios días viendo crecer la ola de odio en los territorios de Gaza, los palestinos de Hamas, han roto la tregua y han vuelto a lanzar cohetes con dirección Israel,  y los tanques, los aviones de combate y los reservistas judíos se han puesto en marcha, hoy día 28 de Diciembre de 2008 el contador se pone 300 a 1.

El siglo XXI es el siglo de los contadores digitales, las noticias y el deporte se funden en único lenguaje el de los contadores. En la Primera Gran Guerra, los partes de guerra muchos días acababan con 0 muertos que en ingles era 0 (cero)  Killer, o su abreviación 0K= OK.

Hoy es una quimera plantearse el okey (OK), entre otras cosas porque no es noticia,  ni en navidad, ni en noche vieja, dejan de ser noticias los días de 0 killer, en estos días en el que los políticos habituales están de vacaciones (algunos de ellos en Belén), las parabólicas escrutan en busca de la estela de la Parca, y en estos días los conflictos habituales no defraudan.

Y es que Obama no ejerce todavía de Presidente, y algunos tienen prisas para que en estos 20 días antes que él acceda al trono del reino más poderoso de la tierra, y se alían con los orcos para conquistar terrenos y escenarios de los cuales poder negociar con más fuerza el día en el que Obama pise los territorios de Oriente Próximo.

Escenario y batallitas, ensayadas en consolas en red(adas), muchos de los oficiales de los actuales ejércitos pasan de la Play al Cray de última generación simulando la madre de todas las batallas, hoy, quizás mañana ya 2009, la escaramuzas judías de conviertan en la batallita contra el Irán pre-nuclear, y de esta jugada al jaque mate de la batallita nuclear  generalizada.

India versus Pakistán, la OTAN a saco en Afganistán, y es que 2009, tiene todos los números para ser el gran año.

Los nervios de los Judíos estos días, no están en las estelas de los cohetes de Hamas, los nervios, los músculos y los cohetes están en la pista de los integristas islamistas de Irán.

20 días son muchos días para contener los tanques en su sitio, la crisis de 2008 ha engrasado todos los resortes para que dé comienzo el gran espectáculo.

300 a 1, son los niños que nacen cada día en Gaza, a la espera de su paraíso, que también lo tienen, sin agua, sin luz, con muros interminables, pero con índices de natalidad que día a día le ganan la batalla a las consolas sionistas. Los espermatozoides palestinos a modo de virus corroen las rutinas de las modernas Cray, no hay algoritmo para la batalla de trillones de espermatozoides palestinos cuan Tsunami en busca de su paraíso.

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *